miércoles, 10 de abril de 2019

Los ADITIVOS ALIMENTARIOS y sus riesgos para la salud

Los ADITIVOS y sus riesgos para la salud

Los aditivos son sustancias que se añaden de forma intencionada a los alimentos y bebidas con el fin de conservarlos en buen estado o mejorar su olor, sabor o color. Muchos son inocuos, pero algunos son muy tóxicos y deben ser evitados. En altas dosis se han relacionado con la aparición de cefaleas, asma, urticaria e incluso cáncer. Aprendamos a reconocerlos para así evitarlos.


  • NITRATOS Y NITRITOS
Los nitratos, nitritos, nitrosamidas y nitrosaminas son los llamados compuestos N- nitrosos. Están en el origen de algunos tipos de cáncer.
Los nitratos son sustancias abundantes en el suelo y en el agua, por lo que los podemos encontrar en el agua potable, en vegetales como las espinacas, en alimentos tratados (salados, encurtidos, etc.) y en el tabaco. 

Los nitritos son aditivos utilizados en la industria alimentaria para conservar la carne y darle sabor y color.
Los podemos encontrar en las etiquetas alimentarias como: 

E 249...... Nitrito potásico. E 250...... Nitrito Sódico.
E 251...... Nitrato Sódico. E 252...... Nitrato Potásico. 

Los nitratos se pueden convertir a nitritos por una reacción química de reducción que puede tener lugar en el intestino por acción de bacterias allí presentes. 
Están presentes en embutidos, salazones, patés, preparados de carnes, bacón y cervezas. Tóxicos en especial para los niños.. Los nitratos se relacionan con el cáncer oral, de estómago, esófagoy colon- recto.


La ingesta abundante de carne hace que el pH en los jugos gástricos disminuya favoreciendo la formación de nitrosaminas que son cancerígenas. La vitamina C inhibe la formación de nitrosaminas in vitroy podría ayudar a protegernos de las sustancias nitrosadas si consumimos alimentos que contienen nitratos debemos consumirlos junto a alimentos ricos en vitamina C para evitar su toxicidad. Por ejemplo, bocata de fiambre con rucula y tomate.

E-230 bifenilo, E-231 ortofenilfenol y E-232 ortofenilfenato sódico

Son conservantes sintéticos procedentes del petróleo. Se aplican sobre la piel de los cítricos y se relacionan con el cáncer de vejiga. No desaparecen al lavarlos. Si vas a usar la piel de los cítricos para consumo, asegúrate de que éstos sean de cultivo ecológico. 

E-239 hexametilentetramina.

Es un conservante sintético derivado del amoniaco y del formaldehído. Se emplea en conservas de pescado, caviar y cortezas de quesos provolone para evitar mohos y bacterias. Provoca mutaciones genéticas en animales de laboratorio. Puede ser cancerígeno. 

E-284 ácido bórico. Se emplea en el caviar y en ciertos enjuagues bucales. Es un tóxico que afecta al sistema nervioso.

  • TBHQ Terbutil Hidroquinona o E319
Es un antioxidante y aromatizante permite que la comida dure mucho más tiempo en buenas condiciones se origina del petróleo y que está estrechamente ligado al butano.



Esta en la comida, pero también en laca para pelo y cremas para piel

El TBHQ puede tener como efecto secundario el padecimiento de vómitos, náuseas, silbidos en los oídos, síntomas de delirio o colapso.

La conocida como “comida basura” es de las que más TBHQ contienen. Se pueden encontrar en:

Aceites hidrogenados (vegetales)
Colorantes artificiales
Edulcorantes artificiales (sustitutos del azúcar)
Betanzo do sodio
Sales de aluminio
Aspartame
Sustancia BHA (Butilhidroxianisol)
Sustancia BHT (Butilhidroxitolueno)
Sopas instantáneas
Salsas
Nitritos y nitratos (productos cárnicos procesados)
Galletas
Cereales
Gallate de Propileno
Dioxido de azufre
Sulfitos (pan de molde, vinos de mesa)

No se recomienda su consumo en embarazadas ni niños. En altas dosis provoca hiperactividad, asma, urticaria, insomnio. Se acumula en la grasa. A largo plazo puede ser cancerígeno. Esta prohibido en Japón
Un reciente estudio demuestra que puede restar eficacia a la vacuna de la gripe. Si lo consumimos durante la vacunación puede restar eficacia al tratamiento.

  • E-102, tartrazina o amarillo 5. Se usa como colorante alimentario o sintético para dar a los alimentos color amarillo y naranja. Se añade a zumos, polo flash, sopas, salsas, helados, chicles, pero también en cosmética y algunos fármacos. Está presente en el colorante alimentario que compraremos para dar color a nuestras paellas y arroces. Este componente con el que aderezamos nuestras comidas puede causar reacciones alérgicas, asma y urticaria, sobre todo en personas sensibles a la aspirina. También hay estudios que indican que este colorante puede afectar a la actividad del cerebro, produciendo posible hiperactividad y déficit de atención. Por ello, desde 2008 el Parlamento Europeo obliga a que los alimentos que contienen ese colorante alimentario sean etiquetados con «pueden tener un efecto adverso sobre la actividad y la atención de los niños». La tartrazina está prohibida en Noruega, y en Austria y Alemania lo estuvo. 


  • E621 o glutamato monosódico o MSG. Es un potenciador del sabor que se usa para mejorar el sabor de los alimentos y que nos quedemos con más ganas de seguir comiendo, lo que se ha asociado a mayor riesgo de obesidad cuando se consumen alimentos que contiene glutamato. Este aditivo produce un aumento en las ganas de comer de hasta un 40%, según un estudio. Aunque se le considera un aditivo seguro, hay mucha controversia a su alrededor porque los estudios son contradictorios. En personas sensibles puede producir dolor de cabeza, tensión muscular, hormigueos, náuseas y reacciones alérgicas. 
Su uso industrial está aumentando a pasos agigantados. Hace cuarenta años se producían 200.000 toneladas de glutamato monosódico y hoy se producen más de 3.000.000 de toneladas al año. El informe de Market Research sobre el mercado del glutamato prevé que en el año 2020 genere unos ingresos de 5.850 millones de dólares, creciendo a una tasa anual del 4,5% entre 2015 y 2020. Por tanto, parece evidente que la industria nunca va a hablar mal de él. Yo restringiría los alimentos que contengan potenciadores del sabor. Revisa bien las etiquetas.



RECOMENDACION PARA REDUCIR EL CONSUMO DE ADITIVOS ALIMENTARIOS
  • –Da prioridad a los alimentos frescos y elaborados en casa. Di adiós a los aditivos. 
  • Descarga app que te ayuden a identificar los aditivos más tóxicos como INGRED  o E-ADITIVOS 

AQUI podéis escuchar el postcast del programa donde hablamos de aditivos alimentarios en Canal Sur Radio





Dra. Odile Fernández. Médico de Familia, Superviviente de Cáncer. Autora del blog "Mis Recetas Anticáncer"
-->