domingo, 17 de mayo de 2020

Aceitunas aliñadas para mejorar la salud

Las Aceitunas Son Anti-Inflamatorias y Antioxidantes, lo que es ideal para prevenir Enfermedades crónicas como enfermedades cardiovasculares y algunos cánceres.


Las aceitunas contienen antioxidantes en abundancia, según una investigación que se publicó en la Revista Europea de Cancer Prevention.

Estos antioxidantes son el fenol (hidroxitirosol, tirosol), polifenoles (oleuropeína glucósido) y otros compuestos. 

Las aceitunas también contienen algunos antioxidantes únicos, como la oleuropeína, que solo se encuentra en ellas. La cual reduce la oxidación del colesterol LDL en el cuerpo y podría reducir los indicadores de estrés oxidativo.

La oleuropeína también ayuda a disminuir la actividad de la sintasa de óxido nítrico inducible (iNOS), la cual se relaciona con la inflamación. 

El Oleocantal es un compuesto fenólico que se encuentra en el aceite de oliva virgen y en las aceitunas, incluso muestra propiedades anti-inflamatorias similares al ibuprofeno.

  • Grasas Saludables para el Corazón

La mayoría de la grasa (más del 75%) en las aceitunas es ácido oleico, una grasa monoinsaturada conocida por disminuir el riesgo de enfermedad cardiaca.

Muchos estudios muestran que la incidencia de la enfermedad coronaria y del cáncer es menor en la cuenca mediterránea en comparación con otras partes del mundo debido a la alimentación... rica en aceitunas y aceite de oliva.

El ácido oleico, un ácido graso monoinsaturado interviene de manera significativa en la prevención del cáncer

El aceite de oliva interviene en la prevención del desarrollo de carcinomas y podría tener propiedades quimio protectoras contra la carcinogénesis de colon.

La oleuropeína es un poderoso agente antioxidante y anti-cancerígeno, y muestra ser un agente potente anti-tumores y con efectos protectores contra el cáncer.
El consumo de aceite de oliva y de aceitunas ha demostrado prevenir la pérdida de masa ósea en estudios animales con osteoporosis debido al envejecimiento. La oleuropeína podría ser la responsable de este efecto beneficioso.

  • ¿QUE ACEITUNAS SON BUENAS??


Las curadas en salmuera, o aliñadas. 

Descarta las curadas con sosa cáustica, son las típicas aceitunas negras o verdes redonditas sin desperfectos.


Lo ideal sería comprar aceitunas verdes y aliñarlas en casa. Estas no se someten a un proceso de pasteurización y su contenido en probióticos es mayor

A la hora de elegir aceitunas aliñadas, fíjate que no tenga glutamato o conservantes del sabor como aditivo. Si son a granel pregunta si son pasteurizadas o no, en ocasiones las que se venden a granel no están pasteurizadas.

Te pongo algunos ejemplos de aceitunas que no debemos comprar.


Estas son las únicas de la marca Hacendado que no contienen glutamato.



FUENTE:

  • Guasch-Ferré M,et al. Olive oil intake and risk of cardiovascular disease and mortality in the PREDIMED Study. BMC Med. 2014 May 13;12:78. doi: 10.1186/1741-7015-12-78.
  • Owen RW et al. Olives and olive oil in cancer prevention. Eur J Cancer Prev. 2004 Aug;13(4):319-26.
  • Rahmani AH, Albutti AS, Aly SM. Therapeutics role of olive fruits/oil in the prevention of diseases via modulation of anti-oxidant, anti-tumour and genetic activity. Int J Clin Exp Med. 2014;7(4):799‐808. Published 2014 Apr 15.
  • Allouche Y, Warleta F, Campos M et al. Antioxidant, antiproliferative, and pro-apoptotic capacities of pentacyclic triterpenes found in the skin of olives on MCF-7 human breast cancer cells and their effects on DNA damage. J Agric Food Chem. 2011 Jan 12;59(1):121-30. Epub 2010 Dec 10. 2011.
  • Arroyo-Lopez FN, Querol A, Bautista-Gallego J et al. Role of yeasts in table olive production. Int J Food Microbiol. 2008 Dec 10;128(2):189-96. Epub 2008 Sep 5. Review. 2008.


Dra. Odile Fernández. Médico de Familia, Superviviente de Cáncer. Autora del blog "Mis Recetas Anticáncer"

martes, 12 de mayo de 2020

CREMA DE ZANAHORIA Y BONIATO AL CURRY rica en Betacarotenos para prevención del cáncer de mama.

CREMA DE ZANAHORIA Y BONIATO AL CURRY rica en Betacarotenos para prevención del cáncer de mama.

Hoy ha estado lloviendo toda la mañana y nada reconforta más en los días de lluvia que una crema de verduras. Esta ha encantado a toda la familia, grandes y pequeños. Es un muy sencilla y cargada de betacarotenos. Los betacarotenos son fitoquímicos que si se consumen de manera regular pueden ayudar en la prevención del cáncer de mama.




INGREDIENTES
1 cebolla en varios trozos
1 diente de ajo
4 cucharadas de de aceite de oliva virgen extra
500 g de zanahorias peladas y en trozos
200 g de boniato
600 ml de caldo de verduras o agua -
Sal y pimienta al gusto
½ cucharada de curry

Preparación

1. Sofreímos la cebolla y ajo.
2. Añadimos el resto de ingredientes y cocinamos 15 minutos.
3. Deja templar y tritura. Puedes decorar con cebollino.


Los carotenoides son pigmentos naturales de color rojo anaranjado (que se encuentran en alimentos como zanahorias, boniato o batata, calabaza y melones). Muchos carotenoides, como el betacaroteno, son antioxidantes y pueden convertirse en vitamina A en el cuerpo. Las mujeres con niveles más altos de carotenoides en sangre tienen un riesgo reducido de cáncer de mama respecto a aquella con bajo consumo de carotenoides.

Como siempre os dejo la bibliografía para que leais si os apetece sobre la relación entre la ingesta de carotenos y el riesgo de cáncer de mama

FUENTE:

Eliassen AH, Hendrickson SJ, Brinton LA, et al. Circulating carotenoids and risk of breast cancer: pooled analysis of eight prospective studies. J Natl Cancer Inst. 104(24):1905-16, 2012.

Zhang X, Spiegelman D, Baglietto L, et al. Carotenoid intakes and risk of breast cancer defined by estrogen receptor and progesterone receptor status: a pooled analysis of 18 prospective cohort studies. Am J Clin Nutr. 95(3):713-25, 2012.

The Alpha-Tocopherol, Beta Carotene Cancer Prevention Study Group. The effect of vitamin E and beta carotene on the incidence of lung cancer and other cancers in male smokers. N Engl J Med. 330:1029 –35, 1994.

Omenn GS, Goodman G, Thornquist M, et al. Chemoprevention of lung cancer: the beta-Carotene and Retinol Efficacy Trial (CARET) in high-risk smokers and asbestos-exposed workers. IARC Sci Publ: 67-85, 1996.

Druesne-Pecollo N, Latino-Martel P, Norat T, et al. Beta-carotene supplementation and cancer risk: a systematic review and metaanalysis of randomized controlled trials. Int J Cancer. 127(1):172-84, 2010.

Kabat GC, Kim M, Adams-Campbell LL, et al. for the Women’s Health Initiative Investigators. Longitudinal study of serum carotenoid, retinol, and tocopherol concentrations in relation to breast cancer risk among postmenopausal women. Am J Clin Nutr. 90(1):162-9, 2009.

Eliassen AH, Liao X, Rosner B, Tamimi RM, Tworoger SS, Hankinson SE. Plasma carotenoids and risk of breast cancer over 20 y of follow-up. Am J Clin Nutr. 101(6):1197-205, 2015.

Bakker MF, Peeters PH, Klaasen VM, et al. Plasma carotenoids, vitamin C, tocopherols, and retinol and the risk of breast cancer in the European Prospective Investigation into Cancer and Nutrition cohort. Am J Clin Nutr. 103(2):454-64, 2016.

Dra. Odile Fernández. Médico de Familia, Superviviente de Cáncer. Autora del blog "Mis Recetas Anticáncer"




Recetas para Vivir con Salud. A la venta aquí
Mis Recetas Anticáncer. A la venta aquí
Mi Revolución Anticáncer. A la venta aquí
Mis Recetas de Cocina Anticáncer. A la venta aquí

martes, 28 de abril de 2020

Los suplementos nutricionales pueden ayudarnos a combatir COVID19

Nos han repetido muchas veces que tenemos que lavarnos las manos, no tocarnos la cara y mantener una distancia social adecuada. Pero, de cómo debernos alimentarnos o si necesitamos tomar un suplemento poco se ha hablado.

Hace unos días Telecinco la pifió recomendando una dieta para enfermos con COVID19 basada en nata, galletas, miel, mucho pan, croquetas, san jacobos...  y repartida en 6-10 raciones al día. ¡Qué desastre nutricional!
 
Amén de la metedura de pata de Telecinco, poco más se ha  hablado de la importancia de la alimentación o suplementación, salvo en este blog, donde os he hablado de 3 suplementos muy importantes para preparar a nuestro sistema inmune... VITAMINA C, VITAMINA D y melatonina.


Un nuevo estudio viene a apoyar lo que ya os he contado en el blog. Los investigadores Philip C. Calder, Anitra C. Carr, Adrian F. Gombart y Manfred Eggersdorfer, de la Universidad de Southampton y de la de Oregón, en un estudio publicado en la revista 'Nutrients' nos hablan de suplementos antiCOVID19. En él, los investigadores argumentan que el consumo de suplementos nutricionales podría ser beneficioso para la lucha contra el covid-19.

Los científicos mantienen que las autoridades deberían establecer una serie de pautas nutricionales a la vez que nos recomiendan lavarnos las manos para prevenir la expansión de las infecciones, en concreto de esta que sufrimos ahora mismo. "Alrededor del mundo, las infecciones agudas de nuestro tracto respiratorio superior matan a más de 2,5 millones de personas cada año", afirma el investigador Adrian Gombart. Y continúa: "Al mismo tiempo, disponemos de una gran cantidad de datos que muestran el rol que desempeña una buena nutrición para mantener un sistema inmunitario funcional y sano. Como sociedad necesitamos hacer un mejor trabajo a la hora de transmitir este mensaje junto con otros de igual importancia como mantener la distancia de seguridad, usar mascarilla o lavarnos las manos".


  • ¿Qué suplementos necesitamos?
Micronutrientes como las vitaminas C y D, el zinc o los ácidos grasos omega 3 son absolutamente esenciales para nuestra función inmune. El rol que tienen las vitaminas C y D ha sido muy estudiado. La primera es fundamental para el crecimiento y proliferación de las células inmunes y para la producción de anticuerpos. A la vez, los receptores de estas células son sensibles a la vitamina segunda, que altera y mejora su función.

En resumen, el estudio nos dice que la suplementación con micronutrientes y ácidos grasos es una forma segura, efectiva y de bajo consto para ayudar a nuestro sistema inmune a trabajar de manera óptima. Ellos recomienda un suplemento multivitaminco junto a una dieta rica fruta, verdura y pescado azul. Recomiendan la suplementación por encima de la dosis diaria recomendada para las vitaminas C y D. Los metanálisis recientes concluyen reducciones significativas en el riesgo y el impacto de las infecciones del tracto respiratorio superior e inferior, como el resfriado común y la neumonía, incluida la gravedad de la enfermedad y riesgo de muerte en pacientes mayores, con suplementos de vitamina C.

VITAMINA C: Se recomiendan 1–2 g / día para restablecer los niveles sanguíneos normales en personas enfermas, comenzando al inicio de los síntomas. Lo ideal es tomarla junto a Zinc.

VITAMINA D: Varios metaanálisis recientes han concluido que la suplementación con vitamina D reduce el riesgo de infecciones del tracto respiratorio tanto en niños como en adultos .  Se observaron efectos protectores con aquellos que recibieron vitamina D diaria o semanalmente. Se recomienda una ingesta diaria de 2000 UI (50 µg)

OMEGA 3: Una tercera recomendación involucra los ácidos grasos omega-3 EPA y DHA. Una ingesta adecuada apoya la resolución de la inflamación a través de la producción de metabolitos antiinflamatorios de estos ácidos grasos, incluso en el tracto respiratorio . Se recomienda una ingesta de 250 mg de EPA + DHA por día, de acuerdo con las recomendaciones de expertos mundiales

FUENTE:  

Optimal Nutritional Status for a Well-Functioning Immune System Is an Important Factor to Protect against Viral Infections. Nutrients 2020, 12(4), 1181; https://doi.org/10.3390/nu12041181

  • A nivel personal os cuento lo que yo tomo. Antes de tomar suplementos consulta con tu médico.
1g de vitamina C+Zinc a diario
3.8mg de melatonina por la noche
1 suplemento quincenal de vitamina D.


Dra. Odile Fernández. Médico de Familia, Superviviente de Cáncer. Autora del blog "Mis Recetas Anticáncer"

jueves, 9 de abril de 2020

Vitamina C en la prevención y tratamiento de COVID19

Seguimos con los suplementos, ya hemos hablado de Vitamina D y melatonina. Hoy le toca el turno a la vitamina C en la prevención y tratamiento de COVID19.


  • Uso de vitamina C intravenosa en COVID 19
La vitamina C se viene usando como tratamiento coadyuvante en la medicina integrativa desde hace años, pero ha sido muy denostada por la medicina oficial y por muchos "pseudocientificos". 

Tanto en China como en Estados Unidos se está usando como parte del tratamiento frente a COVID 19 como indica este reportaje en New York Post. En New York están usando vitamina C intravenosa en dosis masivas alentados por el buen resultado en China. Andrew G. Weber, un neumólogo y especialista en cuidados críticos afirma en una entrevista en el "NY post" que utiliza 1,500 miligramos de vitamina C iv 3/4 veces al día. Cada dosis es  16 veces superior a la cantidad diaria recomendada de vitamina C por los Institutos Nacionales de Salud, que son solo de 90 miligramos para hombres adultos y 75 miligramos para mujeres adultas. Sostiene que administran dicho tratamiento tras observar los buenos resultados obtenidos con un tratamiento similar en Shangai. "Los pacientes que reciben vitamina C tienen una respuesta significativamente mejor que aquellos que no reciben vitamina C", según el Dr Weber. La vitamina C no se administra como tratamiento único sino junto a otros tratamientos como azitromicina, hidroxicloroquina, corticoides o anticoagulantes. 

Un ensayo clínico triple ciego se ha puesto en marcha para probar la eficacia y seguridad de la vitamina C intravenosa contra la neumonía asociada al COVID en el Hospital Zhongnan de Shangai.
  • ¿Cómo funciona la vitamina C?
La vitamina C, también conocida como ácido ascórbico, es una vitamina soluble en agua que tiene propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. Es conocida por su papel en la síntesis de colágeno en el tejido conectivo.
La vitamina C también modula al sistema inmune y protege contra la infección causada por coronavirus, según indican los estudios. 
La vitamina C también puede funcionar como un agente antihistamínico que proporciona alivio de los síntomas similares a la gripe, como estornudos, congestión nasal y sinusitis.
Tres ensayos controlados en humanos han informado de una incidencia significativamente menor de neumonía en los grupos de pacientes suplementados con vitamina C, lo que sugiere que la vitamina C podría prevenir la susceptibilidad a infecciones del tracto respiratorio inferior en ciertas condiciones.
Hay estudios que indican que la vitamina C puede acortar los síntomas del resfriado común y tiene un efecto protector de los síntomas y gravedad en los pacientes con virus influenza.
COVID-19 causa infección del tracto respiratorio inferior, por lo que la vitamina C podría ser una de las opciones efectivas para el tratamiento de COVID-19, según apuntan los estudios. 
En el caso de la neumonía por COVID 19 hay un aumento de la liberación de citoquinas causado por la sepsis, y una destrucción de los capilares alveolares ocasionada por los neutrofilos . Los primeros estudios clínicos han demostrado que la vitamina C puede prevenir eficazmente este proceso. 
  • ¿Qué dosis tomar para ayudar a la prevención de COVID 19?
Mientras se determinan cuales son las dosis para el tratamiento intravenoso con vitamina C en el caso de la infección por COVID 19, muchos médicos han propuesto la ingesta de vitamina C oral para prevención . La escuela de Salud Pública de Harvard nos propone la ingesta de 1 a 3 gr de vitamina C oral junto a Zinc para la prevención .
  • Alimentos ricos en Vitamina C
También nos puede venir bien añadir alimentos ricos en vitamina C en nuestra dieta.
Melón 
Frutas cítricas, como las naranjas , limones y pomelos
Kiwi.
Mango.
Papaya.
Piña.
Fresas, frambuesas, moras y arándanos.
Sandía o melón.
Pimiento
Perejil

FUENTES

Hemila H. Vitamin C and SARS coronavirus. J Antimicrob Chemother. 2003; 52: 1049‐ 1050. 

Atherton JG, Kratzing CC, Fisher A. The effect of ascorbic acid on infection chick‐embryo ciliated tracheal organ cultures by coronavirus. Arch Virol. 1978; 56: 195‐ 199. https://doi.org/10.1007/bf01317848

Field CJ, Johnson IR, Schley PD. Nutrients and their role in host resistance to infection. J Leukoc Biol. 2002; 71: 16‐ 32.

Hemila H. Vitamin C intake and susceptibility to pneumonia. Pediatr Infect Dis J. 1997; 16: 836‐ 837. https://doi.org/10.1097/00006454‐199709000‐00003

Dra. Odile Fernández. Médico de Familia, Superviviente de Cáncer. Autora del blog "Mis Recetas Anticáncer"

lunes, 6 de abril de 2020

¿Cómo aumentar la producción de melatonina?

Ayer os hablaba de que la melatonina puede ser un suplemento a utilizar para disminuir el riesgo de contagio y minimizar los síntomas de COVID19. Vamos a ver como incrementar la producción de MELATONINA

  • ¿Cómo se produce la melatonina?

Cuando empieza a anochecer nuestro cerebro, en concreto la glándula pineal, comienza a segregar melatonina, también llamada molécula del sueño o de la oscuridad. Conforme oscurece aumenta la secreción de melatonina que alcanza su pico máximo entre las dos y las cuatro de la mañana; a partir de ahí y hasta el amanecer su producción va decayendo, y así ocurre día tras día durante toda nuestra vida. Cuando empieza a producirse la melatonina nos entra sueño y cuando deja de producirse nos despertamos. El ritmo de producción de la melatonina es cíclico y dependiente de la luz solar y artificial.

Cuando se segrega la melatonina, esta se distribuye a través del torrente sanguíneo por todo nuestro cuerpo, llegando a cada una de nuestras células y, entonces, algo mágico ocurre. Todas nuestras células se sincronizan y ponen su reloj a cero, así todas las funciones de nuestro organismo están perfectamente sintonizadas.

  • Funciones de la melatonina

Recientemente se ha descubierto que la melatonina actúa como un potente antioxidante combatiendo los radicales libres y, por tanto, el envejecimiento y el inicio del cáncer. También modula el sistema inmunológico ayudando a nuestro cuerpo a afrontar algunas infecciones y eliminar posibles células mutadas. La melatonina estimula la secreción de la hormona del crecimiento, por eso crecemos mientras dormimos, cuando los niveles de melatonina son altos, y por eso con 10 años, cuando aún estamos creciendo, necesitaremos dormir más que con 30 años.

Cuando hay un descenso en la producción de melatonina, aparecen trastornos del sueño, del humor, se favorece el envejecimiento celular y la inflamación crónica en los tejidos, siendo esta el origen de muchas enfermedades, entre ellas el cáncer.

  • Incrementar la producción de melatonina
La edad hace que desciendan los niveles de melatonina. A partir de los 35 años comenzamos a producir menor cantidad de esta molécula, pero también influye la ingesta de fármacos como los hipnóticos y ansiolíticos, el trabajar en turno de noche o el exceso de luz artificial mientras dormimos. Hay personas que tienen la insana costumbre de dormirse con la tele puesta o dejan una luz encendida toda la noche, y eso repercute en la secreción de melatonina. También la contaminación lumínica hace que se produzca menos.

La melatonina se sintetiza a partir del triptófano. En primer lugar, el triptófano se transforma en serotonina y después en melatonina. La concentración de serotonina en el cerebro es proporcional a la concentración de triptófano en el plasma y el cerebro. A su vez, la serotonina se convierte en la molécula N-acetilserotonina, precursora de la melatonina. Es importante que la dieta sea rica en triptófano, para que el organismo, de manera natural, pueda sintetizar las cantidades idóneas de serotonina y de melatonina.

Hay algunos alimentos que son ricos en melatonina y nos pueden ayudar, por tanto, a regular el sueño y armonizar el funcionamiento de nuestras células:

Nueces, pistachos, cerezas, fresas, arándanos, plátano, piña, naranja, avena, cereales integrales, legumbres, especialmente si están germinadas (las legumbres más fáciles de germinar son la judía mungo o soja verde, la alfalfa y las lentejas), arroz y tomates son buenas fuentes de melatonina.



Dra. Odile Fernández. Médico de Familia, Superviviente de Cáncer. Autora del blog "Mis Recetas Anticáncer"